lunes, 3 de agosto de 2009

"La Conspiración del Pánico" : ficción y realidad

Una americanada, sin que le falte ni un detalle: acción, el presidente de los Estados Unidos, efectos especiales, tipos duros, banderas de Estados Unidos, una madre soltera y un "buen tipo pero inadaptado a quien su padre subestima", el himno de Estados Unidos, el oficial que "sólo obedecía órdenes", la moraleja final, el poder de las máquinas, el poder de Estados Unidos.

Basta con ver el cartel.


Pues sí, una americanada más que me sirve para hablar de lo que quiero hablar. Atención, que viene otra de mis "teorías sobre el cine".

Eagle Eye (la traducción al castellano es bastante absurda) demuestra que la capacidad de transmitir verdades, convencer, persuadir e informar, que habitualmente atribuimos al periodismo, está también presente en el cine. No me atrevo a decir que más presente incluso que en los periódicos, pero me atrevo a pensarlo.

Hace poco leí un artículo y una entrevista sobre el debate seguridad - libertad, cómo vivir en una sociedad cada vez más controlada, en aras de una mayor protección, puede mermar la libertad de los individuos, puede llegar incluso a rebasar los límites de la intimidad y puede, desde luego, ser mal utilizada. La tecnología favorece una vida más cómoda y segura, pero para ello ha de acceder a todos los campos de nuestra vida, ¿vamos a permitirlo?

El artículo y la entrevista estaban bien, pero con esta película he sido realmente consciente de este problema en concreto y, sobre todo, me ha hecho volver a pensar sobre cómo se relacionan ficción y realidad.

Para los que se queden con la duda (totalmente secundaria): ¿recomiendo la película? Recomiendo que pensemos acerca de lo que vemos.

1 comentario:

Raquel dijo...

¿Para cuándo un libro recogiendo las teorías sobre el cine-la vida? ¿Cuándo te voy a contar por qué salte a la comba? Hay que seguir pensando sobre lo que pensamos.

Un abrazo!